HERRAMIENTAS
IMPACTO ANIMAL: la herramienta más efectiva para regenerar las tierras
El impacto animal periódico mejora los ciclos de agua y nutrientes; mantiene la comunidad biológica a nivel de pastizal; e incrementa el flujo de energía.
Los Hermanos Domínguez-Campa no son unos ganaderos convencionales, tras años labrando sus tierras se dieron cuenta que el suelo cada vez era menos fértil y que apenas albergaba vida en él. Decidieron entonces dar el salto de un paradigma basado en la fertilización química y laboreo, a uno que promueve suelos vivos y procesos ecológicos eficientes. Hace 3 años dejaron de voltear el suelo y comenzaron a aplicar diversas herramientas para regenerarlo: pastoreo planificado, tiempo de recuperación adecuado e impacto animal, entre otras.

El impacto animal, según Allan Savory, se entiende cómo “la suma de la influencia física directa que generan los animales sobre la tierra, además de pastar (pisoteo, deyecciones, salivación, orina, etc.)”.

En ambientes con Distribución Errática de la Humedad, en dónde la humedad no es constante a lo largo del año, cómo es el caso del suroeste peninsular, el impacto animal periódico mejora los ciclos de agua y nutrientes; mantiene la comunidad biológica a nivel de pastizal; e incrementa el flujo de energía.

Esto ya lo sabían nuestros antepasados, de hecho, el redileo o majadeo era una práctica muy frecuente en las dehesas. Los animales eran encerrados durante el sesteo o por la noche en rediles móviles, para además de proteger al ganado de los depredadores, fertilizar el suelo con los excrementos y orines de los animales.

En el caso de los Hermanos Domínguez Campa utilizan el impacto animal para regenerar los suelos y controlar el matorral. Por un lado, siempre que las condiciones meteorológicas lo permitan, encierran a los animales por la noche en rediles móviles que van cambiando cada 2-3 días, protegiendo los árboles que quedan dentro del redil. Por otra parte, aumentando la densidad ganadera (rebaños más grandes en cercas más pequeñas), consiguen un mayor impacto animal que a densidades bajas.

En mi última visita a la finca de Los Campa comprobé los beneficios del impacto animal periódico mediante redileo. Las zonas redileadas hace dos años presentaban una cobertura del suelo casi total, con lo que ello implica: menor compactación del terreno, mayor eficiencia del ciclo de agua y nutrientes…Mientras que las zonas no redileadas presentaban el suelo completamente desnudo y había una gran compactación del terreno.

Solamente me queda agradecer el trabajo, y esfuerzo que realizan día a día ganaderos cómo Los Campa por regenerar sus tierras, a pesar de las trabas con las que se encuentran en muchas ocasiones y espero que la Política Agraria Comunitaria reconozca la labor de los productores que cómo Pedro y Juan Luis trabajan a favor la biodiversidad y los suelos vivos.

María Catalán Balmaseda


Complementos
Inscripciones talleres y cursos
De la ciudad al campo, armando una plataforma online que acerque a granjeros ecológicos y urbanitas en transición
Asociación Cultural GuerrillART-ACTYVA, S. Coop. 2013 - infobbbfarming.net